Receta de pan de muerto mexicano Alta, Especial, México

Un exquisito pan dulce preparado durante el mes de noviembre para celebrar el Día de los Muertos, degustado por los mexicanos como una tradición gastronómica. Espolvoreado con azúcar, disfrutaras de una delicioso postre con mucho aroma y sabor que deleitará tu paladar. Con una receta sencilla de seguir, degustaras de un suculento dulce vendido en las panaderías y dulcerías de esta nación. En dulceria.net te invitamos a seguir estos simples pasos para preparar uno de los dulces típicos más famosos de México.


Ingredientes:


  • 3 ½ taza de harina
  • 225 Gr de mantequilla
  • 3 Huevos
  • 1 ¼ Tazas de azúcar
  • ½ Taza de agua tibia
  • 2 Cda de ralladura de naranja
  • 22 Gr de levadura
  • 7 Yemas de huevo
  • ¼ Cdta de sal
  • 1 Cda de agua de azahar o 2 Cda de té de anís

Preparación:


  1. En un tazón poner la levadura con media taza de azúcar y el agua. Dejar reposar hasta que salgan burbujas de la mezcla.

  2. Sobre una superficie o en una batidora, colocamos la harina, ¼ taza de azúcar, la ralladura de naranja, la sal, la mantequilla y el agua de azahar. Integramos poco a poco los ingredientes y por último agregamos los huevos enteros y la levadura.

  3. Amasamos la mezcla hasta obtener una masa suave y manejable. Dejar reposar la masa tapada con un paño húmedo o con papel transparente de cocina hasta que doble su tamaño.

  4. Una vez que haya reposado la masa, amasamos para quitar los gases que contenga en su interior. Separamos una parte de la masa para la decoración y con el resto de la masa formamos los bollos del tamaño que guste. Colocamos los bollo en una cacerola con suficiente espacio para que dupliquen su tamaño.

  5. Con la masa apartada hacemos unos huesito y una bolita con forma de cráneo. Batimos el huevo que no utilizamos y lo usamos como pegamento para los huesos de pan y la bolita en el centro.

  6. Precalentar el horno a 200°C. Hornear los panes por 15 minutos, bajar la temperatura a 180°C para hornear por 20 minutos más o hasta que el pan esté listo. Dejar enfriar.

  7. Mezclamos ¼ taza de agua con la misma cantidad de azúcar, cocinamos a fuego medio hasta que el azúcar esté disuelta. Barnizamos el pan con el jarabe de azúcar y espolvoreamos con el azúcar restante.